18 junio 2006

Ya están aquí




Mientras tengamos amigos con un puntito de chaladura, estaremos salvados de muchos males.

Josema y Gari decidieron subirse a la moto y hacerme una visita sobre la marcha. Como salían de trabajar el viernes por la tarde, quedamos en que esa noche yo buscaría un sitio para acampar cerca de la sierra de Montserrat y que ellos llegarían entre las doce y la una de la noche. El viaje en moto desde Donosti -¡500 kms!- se les complicó, y a las once y media llamaron para decirme que estaban todavía muy lejos y que me durmiera, que ya quedaríamos por la mañana siguiente. Yo ya había puesto la tienda y la vespa en un pinar del Coll del Bruc y por si acaso les di las instrucciones para que me encontraran.

Me quedé frito. Hasta que a las tres de la mañana me despertaron la luz de un foco, el ruido de un motor y unas voces. Asomé la cabeza por la cremallera de la tienda y vi que en medio del pinar dos astronautas se partían de risa y cantaban ¡ves-pa-ña, ves-pa-ña!

Pasamos el sábado en Montserrat. Subimos al Sant Jeroni (1.236 metros), el techo de este macizo tan estupefaciente, territorio de apariciones, leyendas, avistamientos de ovnis, abducciones alienígenas y puertas a otros universos. La explicación geológica: ríos que hace millones de años depositan sedimentos en el fondo del mar, tierras que emergen de las aguas y erosión que modela las rocas de conglomerado hasta crear agujas, torres, domos, cuevas, galerías.

Esta explicación puede resultar sosa para mentes anhelantes de magias y misterios terribles. Decía Chatwin -el de los chispazos geniales y los puzzles que siempre le terminaban encajando, aunque fuera a martillazos, que ya ha pasado por aquí dos veces y ya vale-, decía Chatwin que las drogas son para quienes han olvidado caminar. Después de trepar por los parajes de Montserrat, yo pensaba añadir que los chutes sobrenaturales son para quienes han perdido la fascinación por lo natural. Pero después de recordar la aparición de Gari y Josema y las horas que pasé con ellos, debo admitir que hay cosas que escapan a la razón científica.

9 comentarios:

E dijo...

Te pillé el sábado a la mañana hablando en la Ser!!
Sonabas muy bien, fresco como una lechuga... Viva Vespaña.

Erri-Berri dijo...

Si es que estás hecho un Vivalavirgen.

mi-tacua-uy dijo...

Espectacular, a este paso voy a tener que visitar toda España.
Me gustó lo de lo sobrenatural (refiéndonos estrictamente a abduciones, apariciones de OVNIs) de Chatwin.

Ander Izagirre dijo...

E, tenía pendiente comentarte tu sagacidad con el asunto de las zapatillas: tienes razón, es una debilidad. Ya pensaremos un logo. Me veo anunciando plantillas devorolor (en este caso, yo sería el de "antes", y algún doble mío debería hacer de protagonista del milagro inodoro del "después").

mei2 dijo...

http://www.scooterclubeuskadi.com/

Hay va para el que quiera echar un vistazo. Me han dicho que hay una concentración este fin de semana en Gazteiz. Pues eso.

Muxus como siempre.

E dijo...

Desdeluego que lo pensaremos.
Yo encantadísima.

Esnabide todavía en esnabide dijo...

Para cuando estés cerca de ZARAGOZA,
¿Viste la noticia en TV??
Hace dos o tres semanas dieron una noticia sobre el pueblo de PURUJOSA, población de DOCE HABITANTES que pertenece a la Provincia de Zaragoza, situado a 104km de la Capital y a 978 m. de altitud

Y ¿que? Pues que en sus CALLES ESTRECHAS y con sus SOLO 12 habitantes, tienen problemas para CIRCULAR.
Como ninguno se ponía de acuerdo cuando pasaba EN COCHE por alguna de sus estrechas calles, se enfadaron y no pararon (como buenos maños) hasta conseguir UN SEMAFORO y ahora HA VUELTO LA PAZ AL PUEBLO.

rosa tapia dijo...

No me gigas dónde ni cómo, sino con quién...

rosa tapia dijo...

No me digas dónde ni cómo, sino con quién.